¿Qué es el autismo infantil?

ESPACIO AUTISMO - autismo infantil

El autismo infantil no existe como diagnóstico clínico, pero coloquialmente se utiliza el concepto «autismo infantil» para referirnos a los niños y niñas con diagnóstico de Trastorno del Espectro del Autismo (TEA).

Como sabemos el lenguaje que utilizan los profesionales clínicos es diferente al que utiliza la población no-clínica general.

El concepto «autismo infantil» es uno de los casos en que en el uso coloquial puede ser aceptado para referirse a la presentación del autismo en niños o niñas, pero que en el uso clínico no se puede ni se debe utilizar.

¿Es correcto utilizar el concepto «autismo infantil»?

El uso del concepto «autismo infantil» por parte de profesionales del ámbito clínico no es correcto, ya que no existe este concepto como diagnóstico en manuales clínicos como el DSM-5.

Pero coloquialmente se utiliza este concepto para referirse a la presentación del autismo en niños o niñas.

Por lo tanto aunque la persona que tenga autismo sea un niño o una niña, su diagnóstico formal no debe ser el de autismo infantil, sino el de Trastorno del Espectro del Autismo (TEA).

Autismo infantil: Características principales

Aunque clínicamente no es correcto el uso del término autismo infantil (se debe utilizar TEA tanto en niños como en adultos), vamos a definir algunas de las características principales que presentan los niños con autismo.

El autismo puede presentarse de formas muy diversas. A pesar de esta diversidad vamos a intentar resumir las características más habituales, aunque puede que no todos los niños con autismo las cumplan.

  • No responder cuando lo llaman por su nombre
  • No mostrar expresiones faciales de felicidad, tristeza, enfado o sorpresa en momentos donde otros niños sí que mostrarían
  • Retraso en el desarrollo del lenguaje
  • No interactuar en juegos de falda sencillos
  • No señalar y no utilizar otros gestos
  • Mostrar hipersensibilidad a sonidos, olores, luces o texturas
  • Llorar y enojarse en situaciones aparentemente sin sentido o ante cambios en su rutina
  • Jugar siempre de la misma forma y repetirlo una y otra vez
  • Movimientos estereotipados con el cuerpo como dar saltitos, andar de puntillas o aletear las manos
  • Otras dificultades asociadas como problemas en la alimentación o problemas en el sueño.

La detección temprana del autismo: clave para una buena evolución

La atención temprana de los niños con autismo es clave para su buen desarrollo.

Iniciar una estimulación especializada lo antes posible es uno de los factores de mayor buen pronóstico en el desarrollo de los niños con autismo.

Es por este motivo que muchos de los esfuerzos científicos en el campo del autismo estan focalizados en la atención precoz.

Pero para iniciar una intervención especializada primero es necesario que se detecten y se diagnostiquen los niños con autismo de forma temprana. Es necesario que sea lo antes posible para así poder empezar la estimulación precoz.

Para la detección precoz del autismo existen varias pruebas altamente fiables como el ADOS-2 (aplicable a partir de los 12 meses de edad), el M-CHAT-R (entre los 16 y 30 meses) y el ADI-R (aplicable a partir de los 2 años)

Otro de los puntos clave es que la intervención temprana que se realice sea de calidad.

Es necesario que esta sea ejercida por parte de terapeutas formados y cualificados en técnicas específicas de estimulación de niños pequeños con autismo.

Es por este motivo que es importantísimo que los padres sepan cómo identificar una buena intervención temprana del autismo y no dejarse llevar por terapias inefectivas e inadecuadas.

Preguntas frecuentes

¿Cómo es un niño con autismo?

El autismo puede presentarse de formas muy diversas, pero todos los niños con autismo tienen en común que presentan alteraciones en la comunicación, en la interacción social y en la flexibilidad cognitiva.

¿Qué es autismo infantil leve?

Clínicamente no existe el concepto «autismo infantil leve», simplemente se dice niño o niña con autismo. Pero coloquialmente se utilizan conceptos como autismo infantil leve que significaría un niño o niña con autismo con un grado de afectación leve.

¿Qué causa el autismo?

La respuesta todavía no está clara, pero sabemos que el origen del autismo está en el neurodesarrollo y se han identificado varios genes y factores ambientales que influyen en este neurodesarrollo atípico.

¿Cómo saber si mi hijo tiene autismo?

Ante la sospecha de la presencia de un Trastorno del Espectro del Autismo (TEA) es necesario acudir a un especialista para realizar una evaluación a través de herramientas estandarizadas para el diagnóstico del autismo.

Compartir artículo

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar