Más allá del 2 de abril: 4 cosas que hacer para normalizar el autismo

Espacio Autismo - cosas que hacer aceptar autismo

El día 2 de abril, Día Mundial de Concienciación sobre el Autismo, es uno de los hitos en el calendario para visualizar esta condición y normalizar el autismo.

Por este motivo prácticamente todas las entidades a nivel internacional la soportan y participan en numerosas actividades de concienciación.

Pero para normalizar socialmente el autismo y la diversidad funcional es necesario ir más allá del 2 de abril y hacer pequeñas acciones durante todo el año. Estas acciones son las que harán integrar al completo al colectivo de personas con autismo.

4 cosas que podemos hacer para normalizar el autismo

A continuación os proponemos 4 pequeñas acciones que creemos que integrándolas en nuestro día a día facilitaríamos en gran medida la normalización del autismo y la integración de las personas con esta condición.

Evidentemente existen muchas más acciones para conseguir este objetivo, pero las siguientes 4 pensamos que son básicas y cruciales.

No juzgar a una persona sin conocerla

El autismo es un trastorno invisible. Con esto nos referimos a que en la mayoría de casos el autismo no se puede identificar a través de la apariencia física.

Es por este motivo que aunque una persona pueda mostrar una conducta socialmente inapropiada no podemos juzgarla sin conocer a la persona ni la situación concreta.

Es muy habitual que cuando un niño o niña con autismo tiene una crisis de conducta en espacios públicos los padres se sientan juzgados por la gente de alrededor.

Por favor, no juzguéis sin conocer. Aunque aparentemente no lo parezca, ese niño o niña con la crisis conductual puede tener autismo o cualquier otra condición en su neurodesarrollo.

Aceptar que la neurodiversidad es parte de la condición humana

La neurodiversidad es parte de la condición humana. Igual que físicamente todos somos distintos y existen personas altas y personas bajas o con los ojos claros y con los ojos oscuros, la diversidad cognitiva y la diversidad funcional también es una realidad humana.

Aceptar que no todos somos iguales es clave para la integración de todos los colectivos de personas con diversidad cognitiva.

Comprender que la diversidad no significa ser menos

La diversidad no significa ser menos. Todos tenemos nuestros puntos fuertes y nuestros puntos débiles, y no somos más o menos en función de estos.

Pensamos que es necesario considerar la diversidad como una riqueza, como un valor humano y cultural inmenso.

El hecho de que todos seamos diferentes nos aporta miles de puntos de vista diferentes de ver las cosas, y solamente aceptando esta diversidad seremos capaces de vivir en un mundo donde todos podamos formar parte.

No infantilizar a las personas con autismo

Tratar a una persona con autismo como si fuera más pequeña es un error. Tenemos que tratar a la persona según la edad que tiene, pero teniendo en cuenta las peculiaridades de su autismo.

Quizás nos tendremos que dirigir a ella con un lenguaje más simple o ayudarla en aspectos de su autonomía personal, pero tenemos que intentar prevenir la infantilización al máximo.

Compartir artículo

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar